fundación saber.es

BIBLIOTECA  LEONESA  VIRTUAL

 
 

Historia del Ademar

La Crónica de León

 

HISTORIA DEL ADEMAR

 

Í N D I C E

Prólogo(Por Juan de Dios Román)

El patio de los Maristas

El salto a la élite

En División de Honor

El mejor torneo de España

Dos años de vuelta al pozo

El año en que todo fue a peor

Largo viaje de ida y vuelta

Épica para un ascenso

¡Maldito último minuto!

Cadenas toma el mando

¡¡¡ Campeones !!!

Más que un sueño

Un año entre copas

Uno de los grandes

Personajes con historia

Ángel González

Hermano Tomás

Julián López

Juan Arias

Manolo Cadenas

Juanín García

Las estadísticas

 

NOTAS INFORMATIVAS

 

El balonmano llega a España

El balonmano «a once»

Lo más importante es saber motivar - Por el Hermano Tomás

Nace la Federación Leonesa de Balonmano

Entrenador, jugador y federativo

Plaza Mayor, escaparate del balonmano

Pistolo, el que tiraba con cualquiera de las dos manos o con las dos a la vez

Aventino Castellanos, el “alma mater” del equipo

Maristas, la mejor cantera de España (1950-1975)

“Yeyes” y subcampeones de Europa

El Barcelona, campeón de la copa del Generalísimo en León

El otro patio del balonmano leonés

José Luis Gago, el informador premiado

Ayudemos a todos a un balonmano de primera

El balonmano de moda

La OJE, el eterno rival

Suso, el extremo espectáculo

Primera participación en la Copa del Rey

Los árbitros leoneses, entre los mejores

Manolo Castro, primer leonés gran lateral leonés

El sueño, un poco más cerca de nuestro patio - Por el Hermano Tomás

León-Cuba, un partido histórico

Manolo Estrella, la referencia ofensiva de un equipo joven y atrevido

Ademar-España: partido histórico, lleno espectacular y homenaje más que merecido

Miguel Ángel Fernández Fidalgo, “El Indio”

Un torneo amistoso en Portugal

César: gran capitán y mayor leyenda

Juanjo, una vida para el balonmano

Cascallana, un leonés de adopción en la élite

Cabanas, un jugador hecho en León

La promoción

César Burón, un preparador físico de lujo para el Ademar

El Torneo Semana Santa para no perder la forma

José Luis, un producto típico de Maristas

La representación leonesa en División de Honor

Silbato, ramo y bronca segura

Cuando el exilio en La Bañeza

Enrique González Canal, uno más de los que dan la cara y no sacan pecho

Raúl Martínez, un central cerebral

Ramiro García, un entrenador de paso

Arturo Bascones, un entrenador para tres partidos

Carlos Álvarez: ideas claras sobre la pista

Pablo Llorente, ¿el primer zurdo de Ademar?

Juan Carlos Pastor, un portero vallisoletano para el Ademar

Ricardo de Dios: todo por el balonmano

Julio de Paz, un trabajador del balonmano

Carlos Pollán, un hombre de confianza

Dos rusos, los primeros extranjeros

Muñíz, el primer “foráneo” del banquillo

Del balonmano al fútbol, del voleibol al balonmano

Fichajes rumanos que llamaron a la puerta

Horacio Martínez, referencia ara la cantera de Maristas

Ávila y Peñacoba, otras dos “perlas” que volaron

Vega un central que debutó con 17 años

El portero húngaro Biro, determinante para el ascenso

Publio, Josines, Buján, Cabero... la cantera tenía su hueco

José Duarte, un guerrillero de carácter

Jordi Álvaro

Un éxito proporcional al esfuerzo realizado - Por el Hermano Tomás

Ángel Hermida puso los goles

Isidoro Martínez, el trabajo en la sombra

López, un hombre clave desde el extremo derecho

Astorga, sede del Partido de las estrellas

Manolo, Alemany y Franch pusieron la experiencia

Skrbic, el carácter de un ganador

El malogrado Fernando Algorri, primera insignia de oro

La estrella que se hizo en León

El primer “trasvase” Valladolid-León

Hombrados, todo un caballero en la portería

Canca, un central con salero andaluz

Un leonés que se fue a jugar a Suecia

Las pretemporadas por Europa

Lima, un suizo enamorado de la Catedral de León

Juancho, una garantía de éxito

Eric Gull, un descubrimiento argentino que no pudo llegar a disfrutar

La magia de Andersson enamoró a todo León en sólo siete partidos

El Ademar hizo campeón a Iker Romero

La fiesta de los campeones

Alberto Entrerríos, el primero de una saga de estrellas

El himno de un campeón para la mejor afición

La afición y las peñas

Kjelling, el estandarte de los nórdicos

La oscura labor de los delegados

Torrego, siete años defendiendo la portería leonesa

La cantera sigue creciendo (1975-2005)

Kasper, un danés en León

Calle Ademar, el reconocimiento de la ciudad

Colón, toda una vida en León

Héctor Castresana, el orgullo leonés

Krivoshlykov y Metlicic, dos estrellas mundiales

 

 

Textos: David Rubio y Roberto Fernández
Diseño y Maquetación: Juan Carlos Plaza y Juan Carlos Arias.
Impresión: Gráficas Rigel, S.A.
Deposito Legal: LE-526-2006

 

     

© 2006